Publicado el 06/06/2018 - 11:52 Hs.

La escena de ‘Por trece razones’ que ha puesto en un aprieto a Netflix

Ni siquiera la advertencia al inicio del episodio ha evitado que organizaciones conservadoras pidan la cancelación de la serie a Netflix

“Este episodio contiene representaciones gráficas de agresiones sexuales y consumo de drogas que pueden herir sensibilidades. Contenido dirigido a adultos. Se recomienda prudencia al espectador.” Con esta advertencia comienza el último episodio de la segunda temporada de Por trece razones.

En la primera el público ya se había encontrado avisos con estas características, especialmente con el final de temporada donde se mostraba el suicidio de Hannah Baker, una estudiante de instituto que había sido víctima del bullying, que había presenciado una violación y que había sido víctima del mismo violador. Y, por lo que parece, desde Netflix hicieron bien en incluir nuevamente esta advertencia porque ni tan siquiera con estas palabras han podido evitar que hubiera polémica.

“Este episodio contiene representaciones gráficas de agresiones sexuales y consumo de drogas que pueden herir sensibilidades. Contenido dirigido a adultos. Se recomienda prudencia al espectador.” Con esta advertencia comienza el último episodio de la segunda temporada de Por trece razones.

En la primera el público ya se había encontrado avisos con estas características, especialmente con el final de temporada donde se mostraba el suicidio de Hannah Baker, una estudiante de instituto que había sido víctima del bullying, que había presenciado una violación y que había sido víctima del mismo violador. Y, por lo que parece, desde Netflix hicieron bien en incluir nuevamente esta advertencia porque ni tan siquiera con estas palabras han podido evitar que hubiera polémica.

Ni siquiera la advertencia al inicio del episodio ha evitado que organizaciones conservadoras pidan la cancelación de la serie a Netflix

¿Qué sucede en dicha escena? ¿Por qué muchos espectadores han recomendado a las víctimas de violencia sexual que se saltasen una escena muy concreta del último episodio? Como es imposible comentar el tema sin desmenuzar elementos de la trama, avisamos que hablaremos con spoilers a partir de este punto.

Como la serie escrita por Brian Yorkey es cualquier cosa menos amable con el espectador, en el instituto Liberty tienen que suceder nuevas atrocidades después de que Bryce ganase su juicio por violación. Tres deportistas están enfadados con Tyler, el estudiante cuyas acciones les impidieron acabar la temporada, y le violan después de pegarle una paliza en los lavabos.

Tyler recibe múltiples golpes en la cabeza (primero contra el espejo, después contra el lavabo) que le dejan prácticamente inconsciente. Después le ahogan metiéndole la cabeza en el retrete. Y a continuación, cuando es consciente de todo, dos de ellos le sujetan mientras Montgomery le viola analmente con el palo de una fregona.

El director Kyle Patrick Alvarez se asegura que la escena sea desagradable de ver y que no quepa ninguna duda de la violencia y los daños que sufre Tyler. La cámara hace hincapié en la maldad de Montgomery, que encuentra una fregona húmeda y sucia para someter al estudiante. Y, cuando deciden parar, se pueden ver claramente los restos de sangre en el palo, aunque sea durante medio segundo.

Montgomery da una paliza y viola a Tyler en los lavabos

Desde el Parents Television Council, una asociación conservadora que observa y analiza los contenidos televisivos para asegurarse que sean aptos para las familias, ya han pedido a Netflix que cancele la serie. “Netflix ha entregado una bomba de relojería a los adolescentes y los niños que ven Por trece razones”, dijo el presidente Tim Winter en un comunicado.

Le había sorprendido que la segunda temporada fuera “todavía peor” por escenas tan gráficas como esta: “Nos hubiera gustado tener trece razones de esperanza y redención después del gráfico suicidio del personaje protagonista, pero en lugar de avanzar, esta temporada sólo causa desaliento”. Pero desde Por trece razones defienden que esta escena tan polémica era necesaria.

“Estamos comprometidos en esta serie a contar historias veraces sobre cosas por las que pasan adolescentes. Entendemos completamente que esto significa que algunas de las escenas de la serie serán difíciles de ver”, se ha defendido Brian Yorkey, responsable de adaptar la novela de Jay Asher, en un comunicado.

”Pero el hecho es que, a pesar de lo intensa que es esta escena, y de lo fuertes que sean las reacciones que pueda provocar, ni siquiera se acerca al dolor experimentado por las personas que realmente pasar por esto. Cuando hablamos de que algo es “desagradable” o difícil de ver, a menudo esto significa que estamos asociando vergüenza con la experiencia. Preferimos no enfrentarnos a esto. Preferiríamos que permaneciera fuera de nuestra conciencia. Esta es la razón por la que este tipo de ataques no son denunciados. Es por esto que las víctimas tienen dificultades para buscar ayuda”, ha expresado el guionista.

Al fin y al cabo, esta escena recuerda una experiencia publicada por los periódicos estadounidenses en 1992. Un adolescente de 15 años, Bryan Brownlee, explicó durante su juicio que había sido violado durante un entrenamiento de lucha libre con un palo de fregona. Sus violadores habían sido cuatro alumnos de esa misma clase que se solían meter con el resto de sus compañeros, hasta que un día sometieron a unos cuantos y les violaron con el objeto.

En este sentido, se puede decir que Por trece razones es real como la vida misma, tanto por las atrocidades que viven los personajes como por las consecuencias. En una obra mucho más complaciente, Bryce no se saldría con la suya. Y todo apunta a que habrá una tercera temporada en Netflix, sobre todo después de la impactante escena con la que termina la temporada. Como si no tuviera suficientes temas delicados, Por trece razones se despide con un alumno con sed de venganza que casi perpetra una masacre en el instituto.

Todo apunta a que habrá una tercera temporada después de que Clay evite una masacre en el instituto

Fuente:lavanguardia.es

Comentarios

Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de sus autores.
Norte Bonaerense se reserva el derecho de administrarlos.

Publicado en

Localidad