Publicado el 05/06/2018 - 07:00 Hs.

Pergamino: Sobreseyeron al profesor de educación física acusado de abuso

Desde el Juzgado de Garantías N.º 1, César Solazzi, dispuso el sobreseimiento del docente de 38 años involucrado por la madre de una alumna en un supuesto caso de abuso sexual.

El juez César Solazzi dictó el sobreseimiento del profesor de educación física al no acreditarse los abusos denunciados por la madre de una alumna de los primeros años de la educación primaria.

La acusación estuvo a cargo de la fiscal Karina Póllice; quien hizo la investigación en base a la declaración de la madre y la hermana mayor.

La Resolución del Juzgado de Garantías 1 se dictó por requerimiento de los abogados del docente ya que nunca había sido citado a declaración indagatoria a pesar del estado de sospecha originado por la denuncia inicial.

El 6 de junio del año pasado la madre denunció que la víctima sufrió un presunto ataque contra la integridad sexual por parte del docente.

Desde la instrucción judicial la fiscal Karina Póllice le dio intervención a la Asesora de Incapaces Gabriela Masciotta para que acompañara a la menor en su testimonio mediante el dispositivo de Cámara Gesell.

Una de las contradicciones de la denuncia por la que el caso perdía fuerza es que la madre señaló que el presunto abuso ocurrió el 1 de junio de 2017 y en los registros escolares la niña estuvo ausente esa fecha.

En el dispositivo de Cámara Gesell la niña no quiso hablar y a la profesional le pidió que le preguntara a la hermana mayor que la compañaba.

El relato de la hermana mayor es el que involucra al profesor en el supuesto abuso. La Asesora de Incapaces, Gabriela Masciotta, se entrevistó luego con la hermana mayor y ella reconoció que todo fue mentira; que fue invento de la madre y como -en ese momento- vivía con la abuela no tenía miedo de hablar.

Al existir una contradicción entre el testimonio de Cámara Gesell y lo manifestado a la asesora Masciotta le dieron intervención a la perito.

Se la convocó nuevamente y expresó lo mismo que le había confiado a Gabriela Masciotta.

Los padres de los compañeros de la niña expresaron desconocer el episodio y reconocieron que no han tenido inconvenientes con el docente.

La pericia psicológica a la niña tampoco ha sido favorable con lo denunciado por la madre y casi terminó por derrumbar el estado de sospecha sobre el profesor.

Al agotarse las medidas dispuestas por la fiscalía y al no acreditarse la existencia de los hechos denunciados como así tampoco la materialidad de delito alguno contra la integridad sexual de la menor.

El profesor acusado había  contado con el apoyo de sus colegas quienes se movilizaron bajo la consigna “todos somos el profe”.

http://www.pergaminoverdad.com.ar

Comentarios

Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de sus autores.
Norte Bonaerense se reserva el derecho de administrarlos.

Publicado en

Localidad