Publicado el 22/11/2020 - 06:15 Hs.

Pergamino: Una mamá pide prisión efectiva para el abusador de su pequeña hija

El caso está caratulado como abuso sexual simple y todo indica que el acusado, en caso de ser condenado, podría gozar del beneficio de la excarcelación. La progenitora reclama que, aunque sea por un tiempo mínimo, el sujeto pase por la cárcel.

La mamá de una niña que sufrió un abuso sexual reclama que el acusado del repudiable delito cumpla una prisión efectiva, aunque sea mínima, ya que tiene la sospecha de que, en caso de ser condenado –como todo indicaría- la pena será excarcelable.
Jesica, progenitora de una nena que al momento de ser abusada, el 22 de febrero de este año, tenía seis años de edad (actualmente tiene siete), asegura que ya están reunidos todos los elementos de prueba para elevar la causa a juicio, pero que desde la Fiscalía le adelantaron que, a pesar de que probablemente sea condenado, el sujeto sindicado como autor del abuso no irá a prisión ni un solo día. El argumento es que lo probado hasta el momento se encuadraría en la carátula de abuso sexual simple, que contempla una pena de seis meses a cuatro años de prisión. Pero al no tener antecedentes el acusado probablemente, si es hallado culpable, puede gozar del beneficio de la excarcelación.
El hecho que se investiga ocurrió el 22 de febrero del presente año en la vivienda de una tía de la niña. Allí se encontraban la dueña de casa, su pareja y un amigo. Además estaban los hijos de la dueña de casa (de siete y nueve años en ese momento) además de la nena abusada y su hermanito de siete años (ahora de ocho). Según la denuncia, los cuatro niños estaban en una habitación y el amigo de la pareja ingresó varias veces a ese ambiente, situación en la que se sentó en la cama en la que estaba la niña abusada, pasó sus manos por debajo de las sábanas y manoseó a la pequeña en sus partes íntimas.
Los cuatro niños, por temor a alguna represalia del abusador, esperaron que éste se retirara de la casa y tras ello le narraron o sucedido a la dueña de casa, quien de inmediato llamó a la mamá de la pequeña para informarle lo sucedido y también dio aviso a la Policía.
La pequeña fue examinada por una médica policial quien concluyó que tenía irritadas sus partes íntimas.
Tras ello, ya en julio, la pequeña y su hermanito pasaron por la Cámara Gesell y sus relatos fueron claros y coincidentes con lo que se había denunciado. Posteriormente pasaron por el mismo sistema los primitos, quienes también coincidieron en el relato de los hechos.
Por último, se le realizó una pericia psicológica al acusado, que dio como resultado una alteración compatible con el hecho por el que se lo acusa, de modo que pasó a ser de sospechoso a procesado, pero siempre en libertad.
“Hoy (por este miércoles) me avisaron que todas las pruebas son concluyentes (pericias psicológicas y cuatro Cámaras Gesell -la de mi hija, mi hijo, y sus primitos que estuvieron presentes y fueron testigos de lo que pasó-) y aun así caratularon la causa como abuso simple, lo cual sugiere que el abusador va a ser procesado y juzgado pero su pena va a ser excarcelable”, relató a LA OPINION Jesica.
Por eso este viernes 20, a las 8:30, Jesica adelantó que se va a hacer presente en la puerta de la Fiscalía, junto con otras mamás con causas parecidas, para pedir que las condenas sean de cumplimiento efectivo, aunque sea por un tiempo mínimo.

https://www.laopinionpergamino.com.ar/

Comentarios

Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de sus autores.
Norte Bonaerense se reserva el derecho de administrarlos.

Publicado en

Localidad