Publicado el 12/12/2020 - 17:00 Hs.

Pergamino: Una niña con parálisis cerebral, espera la autorización de IOMA para ser operada

La operación a la que se debe someter Luz Valentina, una niña de 14 años que vive con sus padres en Pergamino, ya tenía fecha para practicarla el pasado 2 de noviembre, pero por retrasos en las autorizaciones que otorga IOMA, no se pudo concretar, ni tampoco se ha podido establecer una nueva fecha para llevarla a cabo.

En diálogo con La Opinión, su mamá, Carolina Cejas, contó que Valentina perdió el turno asignado en marzo pasado para una operación neurológica que le iban a practicar, para luego continuar con un plan de cirugías, que le mejorarían el estado de su columna, que tiene una “severa escoliosis y para sus caderas luxadas”.

Al perderse el turno para la operación en el mes de marzo, el Fleni la reprogramó para el 2 de noviembre, y en agosto pasado a Valentina la comenzaron a prepararla para las posteriores cirugías que se practicarán en la sede del barrio de Belgrano. A todo esto, IOMA autorizó la cirugía y la prótesis, pero por un monto inferior, los honorario de los médicos. “Además falta que autoricen un sistema de posicionamiento para la cama que utilizará Valentina post cirugía” explicó Carolina.

                                             Avance de la enfermedad

“La escoliosis de la nena avanzó mucho desde enero a esta parte del año” cuenta la mamá de Valentina, y agrega, “desde el Fleni ya me dieron dos turnos para operar a Valentina y los perdimos por lo que ahora desde la institución médica esperarán que estén todas las autorizaciones correspondientes de parte de IOMA para luego otorgar un turno pero debe ser operada pronto porque la situación es grave”.

                                                      Reclamos sin respuestas

Los pedidos y reclamos a IOMA datan de hace muchos años ya que primeramente Carolina solicitó una silla de ruedas para su hija, “estuve cuatro años esperando una silla de ruedas postural hecha a medida, esa demora hizo que se agravara la escoliosis que Valentina tiene en su columna. Después pedí valvas para corregir los pies de la nena, demoraron muchísimo tiempo, lo que no se corrige a tiempo en materia ósea genera después cuadros irreversibles”.

                                   El cuento de la Buena Pipa

“Lo que IOMA demora para darme lo que me tiene que dar genera deterioros en su salud. Yo veo como Valentina tiene la cadera desviada, no puede estar mucho tiempo sentada porque se va para el costado, sufre de dolores muy fuertes y ante toda esta situación angustiante no puedo creer como IOMA se toma todo el tiempo del mundo para autorizar lo que corresponde, en IOMA de La Plata siempre me dicen que están analizando el caso y que está en auditoría y en Pergamino refieren que tienen que esperar la respuesta de IOMA central”, relata con angustia Carolina. (InfoGEI)

 

Comentarios

Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de sus autores.
Norte Bonaerense se reserva el derecho de administrarlos.

Publicado en

Localidad